¿Cómo mejora tu vida la tecnología de los hogares inteligentes?

Una casa inteligente simultáneamente usa la electricidad, la electrónica y la informática

La llegada de la era del internet ha cambiado casi cada aspecto de las actividades humanas. Estos avances no solo tienen que ver con smartphones, computadoras o e-commerce, ya que también han llegado a nuestras cocinas, recamaras y baños. Como resultado ha nacido un nuevo concepto: los hogares inteligentes, espacios que nos acercan a la fantasía futurista que vimos de niños en programas como Los Supersónicos.

Los hogares inteligentes ayudan a las personas a administrar sus actividades diarias a través de dispositivos que se conectan entre sí y a internet. Por ejemplo, si estás fuera de casa por varios días de vacaciones, puedes encender las luces por medio de tu smartphone. Si tu refrigerador está conectado a internet, puede hacer el pedido de tus víveres de forma automática, permitiéndote regresar a la rutina sin preocupaciones.

Pero eso no es todo lo que puedes hacer como dueño de un hogar inteligente. Estos son algunos beneficios que la tecnología de un hogar inteligente trae a nuestras vidas:

  • Uso óptimo de energía. La iluminación, temperatura y energía consumidas por los electrodomésticos puede ser controlada a distancia, por lo que no deberás preocuparte si dejaste encendida la plancha. También la luz natural que entra a tu casa puede ser manejada gracias a persianas automáticas que pueden programarse para abrirse y cerrarse dependiendo la hora del día.
  • Mejor entretenimiento. Al tener más control de la televisión, las cortinas e incluso tu reproductor Blu-ray de manera simultanea, puedes disfrutar aún más de tu sistema de entretenimiento en casa conectado todos sus elementos desde una app o dispositivo central.
  • Temperatura perfecta. Ciertas tecnologías te permiten programar la temperatura exacta de tus baños y regaderas para asegurar una experiencia segura y tranquila. Esto es importante especialmente cuando bañas a los pequeños de tu hogar.
  • Tranquilidad. Usa dispositivos inteligentes como cámaras inteligentes para vigilar tu hogar, ya sea en interiores o exteriores, cuando no estás ahí. Estos gadgets pueden darte más control con respecto a la seguridad de casa u oficina.

Conforme los hogares inteligentes aumentan sus capacidades, cada vez más residencias adoptan esta tecnología para mejorar su vidas, administrar su seguridad y proteger sus hogares.