Simone Veil: La mujer que peleó por el aborto legal ha fallecido

El mundo rinde homenaje a una de las sobrevivientes del holocausto, impulsora de los derechos de la mujer.

 

Simone Veil ha fallecido a la edad de 89 años, llegando a ser una de las personas más respetadas en Francia.

Una sobreviviente de Auschwitz, impulsando con todas sus fuerzas la ley del aborto y siendo considerada uno de los símbolos de valores más elevados de la República.

Nació en Niza, Francia, el 13 de Julio de 1927, en una familia, los Jacob, que no practicaba el judaísmo religioso, sino el intelectual.

El padre, Émile, quien era arquitecto, pudo inculcar a sus cuatro hijos que el hecho de pertenecer al Pueblo del Libro implicaba un especial esfuerzo en el pensamiento y en la escritura.

El 13 de abril de 1944 soldados franceses cargaron a su familia con destino a Auschwitz.

Tras haber estado en Auschwitz, fue enviada junto con su madre y una hermana a la famosa y terrible “marcha de la muerte”, hacia Mauthausen y después a Bergen-Belsen. Solo Simone y una hermana pudieron sobrevivir.

Ella nunca quiso borrarse del brazo el número que le fue tatuado en el campo de exterminio: 78651.

Regresó a Francia con la única hermana que le quedaba para graduarse de la universidad más prestigiosa del momento, Sciences-Po, tiempo después se casó con Antoine Veil para tener tres hijos e ingresar en,la carrera judicial.

Ideológicamente se situó entre el gaullismo y el socialismo moderado de Pierre Mendés-France.

Férrea defensora de los derechos humanos en la guerra de Argelia, siendo también  secretaria general del Consejo Superior de la Magistratura.

En 1974, siendo ministra de sanidad, aprobó una ley sobre la interrupción voluntaria del embarazo, recibiendo miles de insultos por ello.

No podemos seguir cerrando los ojos ante los 300.000 abortos que, cada año, mutilan a las mujeres de este país, que ofenden nuestras leyes y humillan a aquellas que los padecen“, fue parte de su discurso el 26 de noviembre de 1974 ante las protestas por la decisión.

Políticos y personas de alto rango a nivel internacional homenajearon a Veil ante su muerte. El presidente de Francia, Emmanuel Macron, mencionó que había encarnado los valores más elevados y lo mejor de ese país.