El Senado investigará conexiones de Donald Trump con Rusia

El FBI contradice lo dicho por la Casa Blanca.

El despido del director de FBI ha provocado que el Senado tome el control de las investigaciones que envuelven a Rusia con Donald Trump y su posible vinculación dentro de las pasadas elecciones estadounidenses.

El Comité de Inteligencia ha llamado a comparecer en puertas cerradas a James Comey, además de exigir an antiguo consejero de Seguridad Nacional, el general Michael Flynn que entregue todos los documentos relacionados a Rusia.

Los casos que han vinculada a la Casa Blanca con asuntos polémicos dentro de sus mandatarios que han acontecido a lo largo de la historia como Watergate o Irán-Contra vuelven a la memoria de los habitantes del máximo edificio político en los Estados Unidos.

A pesar del duro golpe de autoridad que dio Donald Trump con la destitución de Comey del FBI, se seguirán ejerciendo las investigaciones pertinentes para poder conocer la probable relación que puede existir entre el Kremlin y los ataques hechos a la demócrata Hillary Clinton durante la campaña electoral rumbo a la presidencia de los Estados Unidos.

La dirección de las investigaciones es incierto pues algunos expertos opinan que sin la intervención del FBI, están no llegarán muy lejos.

Otros opinan que estas investigaciones dependerán de su propia voluntad, algo que, a pesar de tener mayoría republicana, no es objeto de sospecha.

El Comité de Inteligencia del Senado quiere someter a una radiografía completa a Michael Flynn y para ello requiere una lista completa de sus posibles bienes en Rusia así como registros, grabaciones y anotaciones de sus reuniones con funcionarios rusos entre el 16 de junio del 2015 y el 20 de enero del presente año. Estas fechas corresponden al inicio de campaña de Donald Trump y su investidura como máximo mandatario de la Unión Americana.

Además del general también se encuentra citado el consejero de relaciones internacionales Carter Page para realizar declaraciones.