Millones esperan el “Gran Eclipse Estadounidense”; no ocurre desde 1918

El eclipse de sol producirá una sombra de 110 kilómetros de ancho

Estados Unidos se prepara a vivir el próximo 21 de agosto un eclipse total de Sol de una costa a la otra, un evento que no ocurría desde 1918. Un eclipse solar total sobre una parte más limitada del país se produjo en 1979.

El lunes 21 de agosto la Luna pasará entre el Sol y la Tierra y producirá una sombra de cerca de 110 km de ancho que se desplazará desde Oregon, en el extremo noroeste del país, a media mañana, hasta Carolina del Sur, en el otro extremo, por la tarde, atravesando en total 14 estados en casi dos horas.

Los observadores quedarán en plena oscuridad a mitad del día durante más de dos minutos y podrán ver las estrellas y planetas en el cielo, así como la corona del Sol, normalmente invisible.

Unos 12 millones de estadounidenses viven en el espacio que quedará a la sombra de la Luna en pleno día, y probablemente se sumarán millones más que desean admirar este fenómeno.

Se estima que dos tercios de la población del país viven a un día de carretera de este corredor donde el eclipse solar será total, indicó el miércoles Martin Knopp, un funcionario del Departamento de Transporte.

El resto de Estados Unidos presenciará un eclipse solar parcial, explica el astrónomo Rick Fienberg, portavoz de la American Astronomical Society (AAS).

Estados Unidos será el único país en el que será visible el eclipse el 21 de agosto, lo que llevó a los cientificos a referirse al “Gran Eclipse Estadounidense”, subraya Mike Kentrianakis, uno de los miembros de la AAS que organiza la cobertura del evento cósmico para la asociación.

Tanto los espectadores de todo el mundo como los científicos tendrán acceso a muchas imágenes tomadas antes, durante y después del eclipse por 11 aviones – incluyendo al menos tres de la NASA-, más de 50 globos estratosféricos, satélites e incluso por los astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional (ISS), lo que ofrecerá numerosos ángulos.

Otro eclipse de Sol total ocurrirá el 8 de abril de 2024 desde Texas hasta Maine, y el siguiente de una costa a costa, desde California hasta Florida. el 12 de agosto de 2045.

Los eclipses de Luna y de Sol se producen siguiendo un ciclo de 18 años y 11 días, un fenómeno ya conocido en la antigüedad.

Anualmente hay de cuatro a siete eclipses de Sol y de Luna, de ellos al menos dos solares y dos lunares.