Donald Trump hace nueva propuesta para el muro

La construcción del muro fronterizo con México sigue siendo prioridad para el presidente de los Estados Unidos.

Donald Trump ha hecho otra propuesto respecto a la construcción de un muro fronterizo durante una reunión con seguidores hecha en Iowa, en la cual el mandatario estadounidense ha mencionado que con la instalación de paneles solares en el muro para construir en la frontera, “México pagaría menos”.

Lo que parecería una “propuesta verde”, se ha convertido en un dicho que desata indignación por parte de la sociedad mexicana,tras poder apreciar que Donald Trump sigue con el pie firme en cuanto a la construcción del muro fronterizo en la frontera con territorio mexicano.

Se ha dado a conocer que hace algunas semanas, el presidente Trump propuso esta idea de energía solar a los legisladores republicanos, esto con el fin de que ellos puedan aprobar el presupuesto necesario para su construcción.

El Gobierno mexicano ha reiterado en diferentes ocasiones que no piensa pagar un solo centavo por la construcción de este muro.

En meses pasados le fue negado el presupuesto inicial presentado ante la cámara de senadores, por el alto costo que representaría la construcción del muro que serviría para controlar, de cierta manera, el ingreso de inmigrantes ilegales a territorio estadounidense.

Donald Trump había mencionado que las planeaciones y otras propuestas para la construcción del muro fronterizo estarían aplazados hasta el mes de septiembre, aunque todo parece indicar que en ese mes se podrán poner a prueba otras propuestas para que se apruebe el presupuesto necesario para la construcción del muro fronterizo.

El hecho de que con esta nueva propuesta se pueda reducir el gasto de construcción del muro, podría abrir la posibilidad para que este mismo tenga luz verde hacia su construcción, aunque aún falta saber si el presidente de los Estados Unidos puede conseguir los votos necesarios para iniciar con la misma.

Por otra parte, se espera saber la posición que tomaría el gobierno mexicano ante esta nueva propuesta, tras la insistencia del mandatario estadounidense en que la nación mexicana pague por la construcción de este mismo.