Probióticos, bacterias saludables

La principal fuente natural de probióticos es el yogur

Quizá no lo sepas, pero coexistentes pacíficamente con más de 500 especies de bacterias que viven muy tranquilas en tus intestinos. Desde hace mucho se sabe qué tomar probióticos para hacer esas bacterias proliferen ayuda a prevenir diversos males. Ahora hay pruebas de que estos microorganismos son más importantes de nuestra salud de lo que imaginamos.

Estas bacterias invisibles para nuestros ojos, protegen nuestros intestinos. Todos tenemos una flora intestinal única que se puede ver afectada por el proceso digestivo, por nuestro estrés, el alcohol, los fármacos que para por este tracto. Para evitar y prevenir estos daños que vienen acompañados con infecciones y diarrea, es necesario tomar una dosis de estos microorganismos.

Tomar probióticos extras (en forma de cápsulas, polvos y productos lácteos fermentados) nos ayuda de diferentes maneras. Además de aumentar el número de bacterias benéficas en el intestino, tiene un efecto directo en las células de la membrana que lo recubre e inhiben el proceso infamatorio. Algunos otros favorecen el sistema inmunológico al modificar el funcionamiento de los glóbulos blancos y los anticuerpos. La medicina alternativa asegura que es esencial para evitar un desequilibrio en todo nuestro organismo.

La principal fuente natural de probióticos es el yogur, en particular las variedades que contienen lactobacilos activos. Las bebidas lácteas fermentadas también son una buena fuente.

Si requieres una dosis más alta porque estás en tratamiento con antibióticos, lo mejor es comprar un complemento. En las tiendas de productos naturales se venden probióticos en forma de cápsula y polvos. Si vas a tomar complemento lo mejor es seguir las instrucciones que vienen en la etiqueta del producto.

Ahora ya sabes que no todas las bacterias son malas, algunas son benéficas y te ayudan a mejorar las funciones de todo el organismo. Así que no les temas y mejor consúmelas.