Lollipop Lips, la tendencia que nadie quiere probar

El maquillaje de labios más controvertido de los últimos tiempos. Sin duda, la tendencia más extraña

Las tendencias para temporada otoño-invierno 2017 abrieron sus puertas en la Semana de la Moda de New York, la tendencia lollipop lips llegó para quedarse. Sin duda, el efecto más extraño. Aunque no tuvo muy buena aceptación, hay quienes aún intentan convertirla en un éxito.

La tendencia de labios más extraña: lollipop lips.
La tendencia de labios más extraña: lollipop lips.

“Parece que acabas de besarte con alguien”, “es como una reacción a un kit labial de Kylie Jenner” o “es el aspecto que tenía cuando usaba el lipstick de mi madre a los 5 años”, son los comentarios de quienes han probado la controvertida tendencia. La rara tendencia fue impulsada por la firma MAC Cosmetics, y aunque parezca un error de maquillaje,  la idea es señalar que la verdadera belleza está en el estilo.

Lejos de la perfección están los lollipop lips. Se trata de un efecto que trata de simular el aspecto de una boca después de comer una paleta de caramelo. El look se logra difuminando el lipstick en el contorno de los labios hacia afuera, todo lo contrario a delinearlos. Exacto, justo como luces cuando se corre el lipstick tras una sesión de pasión, locura y desenfreno.

Según la maquillista británica Val Garland, creadora del extraño efecto, dice que la tendencia es un reflejo fiel de la vida real, sin filtros ni retoques. Hay quienes piensan que no hay que tomarse tan enserio el maquillaje, como ocurrió con el contouring.  “Buscamos proyectar una imagen real porque todo lo que vemos a nuestro alrededor es irreal”, dice Alex Box, promotor de la tendencia.

La rutina fue inspirada  en “una chica que ha sido besada durante horas”, según Garland. “Para poder aplicarlo a la calle, buscaremos una adaptación de este tipo de técnica repetida en varias ocasiones en los shows de moda”, explica la estilista Maite Tuse. La idea es jugar con el maquillaje, usarlo para darle vida a nuestro rostro.